• mar : 7 : 2014 - Llamadas de otro mundo
  • feb : 23 : 2014 - Adiós a Bronco, el cazador de reptilianos
  • ene : 19 : 2014 - Qué se hizo de los invasores / Busefi (I)
  • ene : 3 : 2014 - Cuadernos de Ufología: Guía de lectura
  • dic : 10 : 2013 - Adiós a los hombrecitos verdes

El empresario, ex gobernador del estado de Massachusetts y candidato republicano a las elecciones presidenciales de 2012 Mitt Romney fue Obispo Mormón. Durante los últimos meses su poco convencional afiliación religiosa estuvo en un primer plano, aunque la campaña del Partido Republicano estuvo centrada en su exitoso crecimiento económico personal y el de sus empresas.

Dos intelectuales, la escritora mormona Joanna Brooks, y Kathryn Lofton, Profesora Asociada de Estudios Americanos y Estudios Religiosos Sarai Ribicoff en la Universidad de Yale, cuestionaron cómo se manejó Romney con su religión y disparó un debate entre los estudiosos de los jóvenes movimientos religiosos norteamericanos, para quienes Romney parece haber vivido su fe con una mezcla de culpa, pudor y resignación. O, como dice Lofton, con “falta de mormonismo”.

Tras el resultado electoral le pedí a Matt Marostica (*), un estudioso de las religiones y economista de filiación mormona, que me ayudara a entender el asunto, ya que antes de las elecciones la confesión religiosa de la que era miembro Romney había dado pie a burlas, sátiras, críticas y, obviamente, a las más diversas teorías conspirativas respecto del “poder mormón”.

Un informe preelectoral de “Telesur”

Estoy en contacto con Matt Marostica desde que me preocupé por entender la reacción que provocó entre los miembros de este movimiento una nota (bastante irónica) que escribí en Ciencia Bruja sobre la ropa interior de los mormones, que traté de enmendar en un segundo artículo, El error de pretender abordar ciertos temas sin ofender al creyente. Poco tiempo después Matt viajó a Buenos Aires y tuve oportunidad de conocer a un tipo entrañable.

Dejo los enlaces a las notas que dieron pie a las reflexiones de Matt:

“Mormonism Cost Romney the Election (But It’s Not What You Think).” Por Kathryn Lofton
“The Speech that Romney Never Gave”. Por Joanna Brooks

Agradezco a Matt su cortesía, espero poder volver a leerlo muy pronto por aquí.

Tanto Kathryn Lofton como la escritora mormona Joanna Brooks opinan que Mitt Romney perdió porque disfrazó su mormonismo. Dicho de otra manera, perdió porque no se presentó como una persona netamente mormona sino que se presentó como alguien exitoso y religioso que, por causalidad, es, también, Mormon. Coincido con ellas.

A las excelentes observaciones de Lofton y Brooks agrego un dato más. Yo soy Obispo Mormon. Mitt Romney ha sido, también, Obispo Mormon. Un Obispo Mormon es pastor de mas o menos 200 almas. Los cuida, los ama, los protege, llora con ellos y lo hace dándoles entre 20 y 25 horas semanales, sin pago. Si no lo tenía antes, el Obispo Mormon termina su tiempo de servicio con una empatía y una enorme compasión por los demás.

En vez de demostrar compasión, Mitt Romney se presentó, por lo menos en secreto, como el candidato a quien no le importaba el 47% de sus conciudadanos.

Ante el público, no demostró nunca la compasión que –estoy seguro– desarrolló mientras fue Obispo. Por no querer ofender a su base electoral no explicó al público que nosotros, los mormones, donamos dinero (“ofrendas de ayuno”) que se usan para cuidar a nuestros hermanos necesitados.

Sentimos –y demostramos– un compromiso fuerte con los pobres.

En los dos últimos años nunca escuché a Romney hacer una sola referencia al programa de bienestar social de la iglesia mormona, ni a los esfuerzos que hacemos para proteger a nuestros hermanos necesitados.

Aplaudo a Kathryn Lofton y a Joanna Brooks por haber notado la falta de mormonismo en la campaña del ex-obispo Romney.

* Matt Marostica es Especialista en Ciencias Económicas y Políticas en las Bibliotecas de la Universidad de Stanford. Es autor de “Learning from the Master: Carlos Annacondia and the Standardization of Pentecostal Practices in Argentina” en Global Pentecostal and Charismatic Healing, ed. Candace Gunther Brown, Oxford University Press, 2011.

Categories: VIDA DE SANTOS

3 Responses so far.

  1. damian dice:

    yo prefiero pensar que romney perdio por ser un fascista repugnante. A lo mejor no es cierto, pero me resuta aliviador que un tipo asi, mil veces peor que obama, no hay ganado las elecciones

  2. Entre todos los factores que llevaron a su derrota, esta el ninguneo que les hizo a los “mal llamados latinos” que viven en Estados Unidos. Como sabemos, este colectivo esta creciendo muy rapido y a diferencia de otras colectividades, son participativos. O sea, se integran y crean sus propias organizaciones. En este contexto, los del sur del río Grande debieron elegir entre un conservador cuya organización política nunca tuvo afinidad con la inmigración proveniente del sur y un Obama que al menos, tiene algunas políticas favorables a los inmigrantes. El voto “de los hispanos” como se les dice en Estados Unidos fue determinante. Si los republicanos quieren vencer, se tienen que dar cuenta, definitivamente, que hay muchos evangelicos entre los de habla castellana que los podrían apoyar y tambien millones mas no evangelicos, que si les tendieran una mano en sus problemas migratorios, tambien votarian y con gusto.

  3. Juan Carlos Z dice:

    Interesante entrada. Ahora escribite una sobre las bondades democráticas de Chavez…..

Leave a Reply


Cine como radioteatro

Publicada el 21 - abr - 2014

0 Comentarios

Conspiracionismo humanum est

Publicada el 19 - abr - 2014

0 Comentarios

Animales sueltos

Publicada el 18 - abr - 2014

0 Comentarios

La cena secreta

Publicada el 18 - abr - 2014

0 Comentarios

No sólo los buenos...

Publicada el 24 - mar - 2014

0 Comentarios

Gran Googlehermano nos vigila

Posted on 29 - oct - 2011

7 Comentarios

Pulpo borracho en zona...

Posted on 22 - mar - 2011

0 Comentarios

Gustavo Roca, un luchador...

Posted on 8 - sep - 2013

1 Comentarios

Y la nave… va

Posted on 8 - ago - 2010

4 Comentarios

La magia y el...

Posted on 10 - ene - 2012

6 Comentarios

Factor en Twitter

No public Twitter messages.